Con las navidades a la vuelta de la esquina, las reuniones con los amigos, las cenas familiares, la sobremesa de las comidas… vuelven a ser habituales hasta llegar el Día de Reyes.
En estas fechas en las que los excesos son habituales tenemos que tratar evitar el consumo de alimentos con azúcares. Y es que cuando sufrimos diabetes ya sabemos que los niveles de azúcar en sangre pueden descontrolarse si no realizamos una serie de prácticas para equilibrarlos.

Como son épocas festivas y de felicidad, tampoco vamos a dejar de lado el disfrute de la Navidad. Por eso, en este artículo te mostramos una serie de consejos que debes realizar para celebrar la Navidad sin preocuparte por la diabetes.

Trucos para celebrar una Navidad perfecta con diabetes

Lo fundamental durante las navidades es que seamos capaces de controlar nuestro peso y los niveles de azúcar en sangre.
Independientemente de si sufrimos diabetes tipo 1 o diabetes tipo 2, existen unos patrones que van ayudarnos a llevar estas fiestas de manera llevadera y sin caer en los excesos que podrían provocarnos problemas de salud.
Descubre los trucos para celebrar la Navidad perfecta con diabetes sin sentir que nada nos falta.

Mantenernos activos

El ejercicio físico no puede parar en estas fechas. Los 30 minutos de actividad física son fundamentales para que el cuerpo se sienta bien y no tienda a desarrollar ciertos patrones negativos.

Si sigues tu actividad deportiva, e incluso la aumentas un poco más de lo habitual, podrás saltarte un poco tu dieta para tomar algún alimento o bebida que no se incluya en tu alimentación. Siempre y cuando lo hagamos con moderación.

Registrar las comidas

Navidad es una época para salirse un poco de la dieta diaria y darte el gusto de comer alguna de tus comidas favoritas que ahora tienes que controlar más. Pero no importa.

Si quieres comer alguna comida en especial, no te prives de ella (siempre y cuando no te excedas con su consumo). Al acabar la comida anota los nutrientes y niveles de carbohidratos que contiene para compensar con el resto de comidas del día.

También ten en cuenta que, si en las grandes comidas de Navidad no te atiborras como el resto de los comensales, tendrás esos sobrantes para más adelante.

No abusar de las salsas

Seguramente los platos que te apetezca comer ya tendrán sabor de por sí. No debemos abusar en nuestras comidas y, pese a poder permitirnos algunos caprichos en forma de excesos alimenticios, las salsas han de evitarse para que nuestro cuerpo no obtenga grasa adicional. De lo contrario, podría suponer un problema para el organismo y los niveles de azúcar en sangre.

Tomarse el tiempo necesario para comer

Aunque vayamos a comer alimentos que de normal no tomamos, debemos hacerlo con calma, sin dejar que el ansia se apodere de nosotros.
Si nos dejamos llevar, al comer más rápido comeremos más alimentos y, como consecuencia, el azúcar en sangre se descompensará.
Ralentizar nuestra ingesta de alimentos va a permitirnos disfrutar más de la comida y conseguir que nuestros niveles de glucosa se mantengan en números adecuados.

Control del consumo de alcohol

Lo más probable es que durante esta festividad bebamos algún tipo de bebida alcohólica. En esto casos, como ya sabemos que el alcohol contiene numerosas calorías vacías tenemos que tener en cuenta varios puntos en cuenta y controlar lo que bebemos.
Si bebemos alcohol durante las navidades, es muy importante que nos realicemos controles de azúcar en sangre frecuentemente. De este modo, sabremos cuál es el estado de glucosa en sangre y así prevenir posibles bajadas de azúcar.

Pese a que podemos tomar alguna copa de cava o vino durante las navidades, es más importante que midas su consumo con más exigencia que las comidas

No saltarse las comidas

No almorzar o merendar por comer más durante las comidas navideñas es un error. A nosotros, como diabéticos, puede suponernos grandes desequilibrios en los niveles de azúcar.

Quitando las cenas o comidas de celebración, es importante que sigamos nuestra rutina al pie de la letra para no generar descompensaciones en el organismo que puedan transformarse en perjudiciales para la salud.

Consultar con el médico la administración de insulina

Durante la Navidad ya sabemos que vamos a comer más y ciertos alimentos que no son del todo buenos para la diabetes. Por ello, una manera de prevenir posibles alteraciones del azúcar en sangre es ir a visitar a nuestro médico. Él nos podrá dar una serie de pautas y, de considerarlo podría subirnos la dosis de insulina para que no se creen descompensaciones en nuestro organismo.
Sigue estos consejos y disfruta de las fiestas sin hacer temblar tus niveles de glucosa en sangre. Para asegurarte de que estás siguiendo la línea correcta entre tantas comidas y celebraciones, descárgate gluQUO.

Con gluQUO en tu móvil podrás conocer en todo momento el estado del azúcar en la sangre, así como beneficiarte de todas sus funcionalidades (historial de análisis, ejercicio diario, alimentos recomendados…). Sin duda, un complemento ideal para ayudarte a llevar el control de la diabetes durante esta Navidad.

¡QUO Health te desea una feliz Navidad y que disfrutes de estas fiestas con tus seres queridos sin contratiempos!