¿Cómo detectar una hipoglucemia? Y cómo actuar

En la vida diaria de los diabéticos, pueden darse situaciones y momentos poco deseados. Olvidarse de una comida, un error en la dosis de la medicación o la insulina puede complicar la cosa ¿cómo? Hoy os hablamos de las dichosas hipoglucemias… No te pierdas nuestros tips para detectarlas y nuestros consejos sobre cómo afrontarlas.

¿Por qué se produce una hipoglucemia?

La hipoglucemia no es más que una bajada del azúcar en sangre. Una hipoglucemia es considerada como tal generalmente cuando el nivel es menor de 70mg/dl. Cuanto más bajo sea el nivel, más fuertes deberían resultar los síntomas.

Las hipoglucemias son de las peores complicaciones de la diabetes. Si la dosis de insulina o de medicación es demasiado alta, retrasas la hora de la comida o no tomas los suficientes hidratos de carbono podrías tener una bajada.

Síntomas

Cuando los niveles de glucosa en sangre son muy bajos, nuestro cuerpo trata de contrarrestar la acción de la insulina con hormonas contrarreguladoras. En este esfuerzo de nuestro cuerpo por luchar contra la hipoglucemia se producen unos síntomas concretos. Si notas sudores fríos, temblores, náuseas, palpitaciones o empiezas a palidecer mucho ojo ¡Estás teniendo una hipo!

Pero no acaba aquí la cosa, estos son solo los primeros síntomas, la falta de azúcar también afecta al cerebro y al sistema nervioso. Después de sufrir una hipoglucemia es habitual sentir mareos y debilidad, dolor de cabeza y confusión.

Riesgos

Las hipoglucemias leves o moderadas no suelen tener complicaciones, porque tú mismo te puedes tratar y recuperarte con cierta facilidad, sin embargo, hay casos en los que hay más riesgo.

Hay hipoglucemias graves que imposibilitan el autocontrol. En estos casos una segunda persona tiene que ayudarte a tratar la hipoglucemia, incluso pueden llegar a producirse pérdidas de conciencia o convulsiones. Si la gente que te rodea sabe lo que tiene que hacer, pasarás sólo un mal rato, pero si estás solo… Corres más riesgo. Siempre es recomendable llevar una identificación como diabético para que la gente entienda un mínimo de lo qué te está ocurriendo.

¿Qué hacer ante una hipoglucemia?

Depende de la gravedad de la hipoglucemia. Si empiezas a notar los primeros síntomas, comprueba tu nivel de azúcar en sangre. Si efectivamente se confirma que estás teniendo una bajada hay que tomar hidratos de carbono de absorción rápida, como azúcar, zumos o un refresco azucarado. Pasados 10 minutos comprueba de nuevo tus niveles de glucosa para ver si la hipoglucemia está remontando. Recuerda no realizar ningún tipo de ejercicio físico hasta que todos los síntomas hayan desaparecido y compruebes que tus niveles de azúcar se han vuelto a estabilizar.
Si la hipoglucemia es grave se puede llegar a perder la consciencia. Ingerir hidratos de carbono será tarea imposible puesto que no tendrás capacidad para tragar adecuadamente, lo que hay que hacer es inyectar directamente glucagón, o sea que procura tener uno relativamente a mano e ir siempre con alguien que sepa administrarlo.

Una vez recuperada la consciencia, y después de 10 o 15 minutos hay que revisar el índice glucémico y, si es necesario, ingerir algún hidrato de carbono para acabar de estabilizar niveles.

Hipoglucemia nocturna

Durante la noche pueden producirse bajadas en los niveles de azúcar. Por ello, es muy probable que tu endocrino te recomiende hacerte mediciones de madrugada. Según la fase del sueño en la que te encuentres al sufrir la hipo, puede que te des cuenta y te despiertes o no. Si no te das cuenta puede que tu cuerpo sea capaz de sacarte de ella, en cuyo caso lo más probable es que te despiertes con una hiperglucemia matinal ¿Qué síntomas tiene? Pesadillas, cansancio al levantarse, sudores y dolor de cabeza y aturdimiento al despertar.

Hipoglucemia “en diferido”

Unas horas después de haber hecho ejercicio una hipoglucemia podría pillarte por sorpresa. Este tipo de hipoglucemias son las que nos ocurren entre 4 y 24h después de un esfuerzo físico ¿por qué ocurre? Al hacer ejercicio activas un mecanismo en tu cuerpo por el cual utilizas las reservas de glucógeno del hígado, que después del ejercicio, tu hígado vuelve a recuperar con la glucosa presente en sangre, de ahí la bajada de azúcar.

Hipoglucemia inadvertida

Este tipo de hipoglucemias son aquellas en las que los síntomas, más físicos, pasan inadvertidos. En estos casos, si se producen con frecuencia, las hormonas contrarreguladoras se ponen en funcionamiento a niveles muy bajos, lo que hará que tu sistema nervioso se resienta aún sin que tú hayas tenido síntomas de advertencia. En el mejor de los casos, ni te darás cuenta, aunque afectará negativamente a tu cuerpo. En el peor de los casos, puede que igual sea demasiado tarde. Por esta razón, los endocrinos hoy en día prefieren que sus pacientes diabéticos tengan los niveles ligeramente más altos de lo normal, para que no se acostumbren a niveles bajos y cuando les bajen haya menos probabilidades de no detectarlas.

Evitar hipoglucemias

Como diabético, seguro que te interesa como reducir el número de hipoglucemias, incluso cómo evitarlas ¿verdad? Lleva saquitos de azúcar siempre encima, acuérdate de medirte antes y después de cada entrenamiento, procura desayunar, comer y cenar siempre a la misma hora, y conoce muy bien tus necesidades de insulina.

No esperes más para conocer mejor tu diabetes y ¡Descárgate gluQUO! Con la app desarrollada por QUO Health lleva la gestión de tu diabetes al siguiente nivel.

]]>


Entradas destacadas
Post recientes
Categorias
Instagram
Facebook