Diabetes y menstruación

Hay muchos factores que día a día afectan directamente a nuestra diabetes. Muchos los podemos controlar, pero hay otros que no. Cada mes, como cualquier otra mujer, las mujeres diabéticas sufrimos cambios hormonales que modifican nuestras glucemias ¿Cómo afecta el ciclo menstrual a la diabetes? ¡Te lo contamos!

Los cambios hormonales repercuten en la diabetes

Cada semana en nuestro cuerpo se producen cambios. Subidas y bajadas de hormonas que causan alteraciones en nuestras glucemias y que desembocan en un aumento o disminución de las necesidades de insulina.

Las mujeres diabéticas sufrimos un aumento de la concentración de glucosa en sangre una semana anterior a la menstruación, justo después de la ovulación; y podemos presentar mediciones que tienden a la baja justo al inicio del periodo.
Diabetes y menstruación

Durante el ciclo menstrual los niveles de estrógenos y progesterona suben y bajan, lo que hace que nuestro cuerpo viva en un constante cambio hormonal. Para llevar un buen autocontrol de la diabetes debemos prestar atención y controlar todas las variantes que nos afectan. Conocer nuestro cuerpo y sus reacciones durante el ciclo menstrual, nos ayuda a planificar y conocer la procedencia de síntomas que podrían dar lugar a confusiones.

La diabetes durante el ciclo menstrual

Durante la primera mitad de cada ciclo, los niveles de estrógenos y progesterona son relativamente bajos, pero después de la ovulación aumentan para preparar las paredes del útero para la implantación del óvulo. Si el óvulo no se implanta, el ovario deja de producir estas hormonas y vuelven a bajar.

Los estrógenos hacen que las células sean más sensibles a la acción de la insulina por lo que, cuando la cantidad de estrógeno aumenta, el nivel de azúcar en sangre tiende a disminuir. En el caso de la progesterona, hace que para las células sea más complicado utilizar la insulina, por lo que cuando la concentración de progesterona es alta, los niveles de azúcar en sangre aumentan.

Autocontrol de la diabetes en el ciclo menstrual

Si crees que tu menstruación puede estar afectando a tus niveles de glucosa es importante que tengas en cuenta algunas cosas. Por ejemplo, cuida más que nunca tu alimentación, los cambios hormonales pueden hacer que tengas más hambre o antojo de alimentos ricos en grasas o carbohidratos que pueden descontrolar tus glucemias. Trata de consumir alimentos ricos en fibra, que producen sensación de saciedad y evita pasarte con los carbohidratos.

Además, para manejar correctamente las variaciones de la glucosa causada por los cambios hormonales, es importante que midamos nuestros niveles de azúcar en sangre con mayor frecuencia y que anotemos todos los síntomas que detectemos. Si antes de tener el periodo, la pauta de tus glucemias es superior a lo habitual, es posible que necesites un ajuste en la insulina o medicación.

Recuerda que, dentro del autocontrol de la diabetes, para evitar descontroles en tu enfermedad durante tu ciclo menstrual, aumenta el ejercicio físico que practicas regularmente.

Ayúdate con gluQUO

Es importante que registremos todos los cambios o síntomas nuevos que detectemos y que puedan estar relacionados o influir en nuestra diabetes, pero en esos días más aún. ¿Te resulta difícil llevar un completo autocontrol de la diabetes? Deja que las nuevas tecnologías te lo hagan más fácil.

Con gluQUO lleva la gestión de tu diabetes al siguiente nivel. Actualiza tus glucemias, lleva al día tu diario de carbohidratos y registra tu actividad física, todo en la misma app. Además, como hay circunstancias, como la menstruación, que afectan a nuestro día a día como diabéticos, puedes añadir etiquetas que te sirvan para detectar esos pequeños cambios, categorizarlos y agruparlos.

¿No has probado gluQUO? ¡Descárgate la app que va a hacer más fácil tu diabetes!

]]>